DC: El ‘baby Madrid’ pide paso y desborda la ilusión.

El Real Madrid ganó su primer partido de pretemporada ante la Juventus de Turín (3-1).

Victoria del Real Madrid en el segundo partido de pretemporada. Los blancos ofrecieron dos caras muy distintas en las dos mitades. La primera fue de dominio estéril y en la segunda hubo rock & roll con la conexión Vinicius-Asensio. Lunin dejó tres intervenciones de mucho mérito para demostrar que estará listo cuando Lopetegui lo necesite. El Real Madrid ganó holgadamente a la Juventus de Turín en Maryland. La segunda prueba de los de Julen Lopetegui no ha podido salir mejor. Victoria, grandes sensaciones y varios jugadores que dieron un paso al frente y pidieron paso. La afición desbordó su ilusión ante la nueva temporada que está por empezar. La dupla Vinicius-Asensio fue de lo mejor del partido en el segundo tiempo.

Tras un inicio un tanto dubitativo, fue la Juve la que empezó golpeando primero. Keylor Navas y Carvajal se ‘estrenaron’ en sus primeros minutos de la pretemporada y precisamente ellos fueron los protagonistas del primer gol del partido. Poco pudieron hacer ambos en una jugada de enorme mala suerte tras centro de Cancelo y que terminó con el balón al fondo de la portería tras tocar en el lateral de Leganés (min 12). A partir de ahí intentó la reacción el Real Madrid, pero no la encontró de forma inmediata.

Pasaban los minutos y tras un control con el 60% de posesión, de forma totalmente estéril, no se sucedían las réplicas del equipo blanco para tratar de empatar. Mucho ruido (dominio) y pocas nueces (ocasiones), como diría el refrán. Reguilón lo intentó primero en varias ocasiones, le siguió un chut mordido de Isco, pero poco más. Hasta que un balón le llovió a Bale en la frontal del área y se sacó un zapatazo descomunal para marcar el 1-1 (min 39) Golazo del galés para mostrar que el equipo iba de más a menos. Como ante el United, al borde del descanso reaccionaban los merengues.

En el segundo tiempo tocó rock&roll. El ‘28’ y el ‘20’, dos dorsales que probablemente no llevarán ni uno ni otro, revolucionaron las pulsaciones del partido. Vinicius-Asensio enseñaron al madridismo de lo que son capaces en la era post Cristiano. Los dos se juntaron, se gustaron y ejecutaron a la Juve en dos actos. El primero tras un ‘bailoteo’ de samba al más puro estilo Vinicius Jr y que remataba como un killer Marco (min 47). El segundo tras un autopase sensacional de Asensio dentro del área, ante Marchisio, para dejarle en la lona y poner el 3-1 (min 56). Dos jugadas de puro ADN Real Madrid, la esencia que tantos títulos ha llevado a las vitrinas. La ilusión, claro está, se desbordó al ver esa asociación.

El ‘baby Madrid’ volaba y se exhibía bailando a la Juventus de Turín en la segunda mitad. Otro de los que fue partícipe: Lunin. Vaya reflejos, vaya manoplas y vaya forma de dejar su sello en la victoria blanca. Jugadas que por antaño hubiesen supuesto goles claros y que fueron salvados por el ucraniano. Quiere estar presente en el nuevo Madrid, el ‘baby Madrid’ que dejó su primer recital post Cristiano…y ante el equipo de Cristiano. Lo próximo será el día 8 frente a la Roma, mientras, el madridismo se desata en ilusión por lo que está por venir.

 

Por: DefensaCentral.com

Share

1 comentario

    • Chikungunya on 6 agosto, 2018 at 12:40 pm
    • Responder

    Al menos hay esperanza todavía.

Deja un comentario

Your email address will not be published.